LAS MEJORES NOTICIAS ESTAN EN RADIO GRODEK. RADIO GRODEK SIEMPRE CON LA VERDAD SIN CENSURA, INDEPENDIENTE DE TODO GOBIERNO,NO DE VOS...

“Una crisis sobre otra crisis”: bloguera Yoani Sánchez evalúa impacto del coronavirus en Cuba

06 de Abril de 2020 | 22:09 hs.

MIAMI, FLORIDA. — Desde la redacción del periódico 14 y Medio -ahora reducida por las limitaciones de distanciamiento social-, la bloguera y periodista Yoani Sánchez habló con la Voz de América, entre otros temas, acerca de “la incertidumbre” de los cubanos por tener que elegir entre aguardar en casa o quedarse sin el sustento diario para sobrevivir.

  • Imagenes[0]
  • tecnologiatecnologia

 “Una crisis sobre otra crisis”, así definió Sánchez lo que vive Cuba en medio de la pandemia del coronavirus.

En una lectura rápida de cómo el gobierno cubano hizo frente a la crisis por el nuevo coronavirus, Yoani lo define como el sistema “que como todo régimen autoritario y controlador de cada detalle de la existencia de los cubanos, la Plaza de la Revolución puede ser muy eficaz a la hora de controlar la información que circula en el país y también a la hora de manejar algunas emergencias porque puede militarizar la sociedad rápidamente y sin necesitar el consentimiento de un parlamento”.

Para Yoani, esto da ventaja al gobierno cubano “sobre algunas democracias”, explica “porque pueden recortar derechos de la noche a la mañana sin enfrentarse prácticamente a ninguna polémica ciudadana”.

Desde la prensa oficial, asegura la periodista y directora de 14 y Medio, “ha habido un manejo muy politizado e ideologizado de toda esta emergencia”.

Una polémica solución

Precisamente en el podcast “Ventana 14”, que publicó ella misma este lunes, Sánchez cuestiona el anuncio del gobierno de Cuba de intentar paliar el contagio de coronavirus con un tratamiento homeopático, cuestionado a su vez por una buena parte de la comunidad científica internacional.

Se trata de “una autoridad sanitaria cubana, que es el señor Francisco Durán, el director nacional de Higiene y Epidemiología, todo esto bajo la sombrilla del Ministerio de Salud Pública, que ha asegurado ante los medios nacionales que se iba a empezar a aplicar un ‘medicamento homeopático’”. De inicio es “un poco contradictorio decir medicamento y homeopático de manera preventiva” para evitar el contagio, señala.

Sánchez cita las polémicas que catalogan a la homeopatía “incluso como de pseudociencia”. Para la periodista, que con su diario ha seguido las estadísticas que brinda el sistema de salud, opiniones de galenos y el sentir de la gente, lo más grave es que “se pierde la percepción del riesgo una vez que la persona utiliza el compuesto homeopático que está distribuyendo el estado”.

Una anécdota que lo ilustra, aporta Sánchez, incluye a “personas de la tercera edad que viven cerca de mi casa, que ya ayer estaban diciendo: qué bueno, después que me tome la ‘gotica’ homeopática puedo salir sin mascarilla a la calle y hacer mi vida normal”.

Golpe al emprendimiento

Tal como ha pasado en todas partes, la COVID-19 ha golpeado las dinámicas de la economía desde los estados a las pequeñas empresa, en Cuba, donde el mercado informal y el sector no estatal se nutren de remesas, paquetería y productos que llegan desde el exterior, ha empeorado el panorama, explica Sánchez.

“Esta emergencia sanitaria llega en momentos en que ya había una emergencia económica en Cuba, es llover sobre mojado: la crisis sobre la crisis”, indica.

Además de la importación, -explica Yoani- las redes del mercado subterráneo para suplir las necesidades diarias “se nutren de dos grandes fuentes: la importación, que hacen muchos viajeros en su equipaje en general, y por otro lado, del robo al estado; es duro decirlo, pero parte del mercado informal se nutre del saqueo a las empresas estatales, muchas de las cuales ahora mismo están cerradas”. Según estadísticas del gobierno, cerca de medio millón de trabajadores laboran en el sector por cuenta propia; al frenar de golpe la entrada de turistas y otros viajeros a la isla, los propietarios de casas, apartamentos y restaurantes, sus ganancias han regresado a cero en las agujas del reloj.

“Están prácticamente en quiebra”, evalúa Yoani Sánchez, y augura que la crisis hará mirar otra vez al campo cubano, donde los productos agrícolas del patio tendrán otra vez protagonismo. “Lo único que nos queda es mirar a la tierra y al campo” y sustenta la idea de que la situación “sirva para forzar una apertura agrícola de verdad”.

Hacinamiento, dificultades

Con varias generaciones viviendo bajo un mismo techo, la pandemia ha empeorado la convivencia, dice la bloguera.

“No pueden respetar lo que se está promoviendo de la cuarentena voluntaria o el aislamiento social porque simplemente comparten varias familias un baño, tienen que hacer filas para cargar el agua porque no tienen un suministro fluido y todo esto genera aglomeraciones”, señala.

Según los medios oficiales, hasta la tarde del lunes 9 personas habían fallecido en la isla por la COVID-19, 350 casos fueron confirmados y 1718 fueron reportados como ingresados con los síntomas. Desde su fundación en mayo de 2014, el diario digital 14 y Medio ha cubierto -desde sus limitaciones como medio no autorizado por las autoridades cubanas- una visita papal, la del primer presidente estadounidense a Cuba en muchos años (Obama, 2016) o la última oleada migratoria de cubanos por Centroamérica para llegar a EE.UU.

Baja conectividad a internet y ocupación de quipos de trabajo a algunos de sus colegas, son solo algunos de los obstáculos que Yoani enumera como parte del riesgo de informar en un país donde el Partido Comunista controla los medios de información.

Sánchez, que saltó de su conocido blog Generación Y a un proyecto de dirigir diariamente a un equipo de reporteros en medio de las prohibiciones busca algo en especial: “No queremos que quienes se acerquen a nuestro trabajo nos tengan lástima”. 



Fuente: https://www.voanoticias.com/a/cuba-yoani-sanchez-crisis-coronavirus-/5362623.html
      
 Tamaño Texto